Vulcano

“hagamos arder
el amor petrificado
hagámoslo correr
implacable, prometeico
como semen de lava percutando
bajo el brocal abierto del diamante”
Gaudeamus (fragmento), Rafael Indi



Amar no es una semilla palidicente
en el légamo de las angustias,
no es un sueño malvivido
de un orgasmo bien logrado
ni un gesto adusto de aristocracia inmóvil.

Amar es la dialéctica de los imprevistos.
Nuestros muertos, adheridos
nuestro juego improbable,
una estadística de actos disuasorios
un ocaso, un corte, una herida sin espanto.
Un diamante verdadero, que dobla la luz
que lo atraviesa, brama el aire,
jubilea la sangre impostada.

No hay amor en magmas de sudor frío,
en fogajes de falso neón
ni en el vano peregrinar
de un sortilegio de runas.

Katia Chausheva

Amar es la medida de los silencios finitos
sin perímetro de fatiga, sin cadena de infortunios:
nuestra promesa de hombres
y tú hombre, tan hombre mío.

19 comentarios:

  1. ...sin palabras, levantarse y leerte, intuir tus letras, aprender a amar...

    Un abracico!!!

    ResponderEliminar
  2. Precioso... la poesía es más bella aún cuando no es milimétrica pero está cargada de sentimiento.

    ResponderEliminar
  3. Maravilloso. Siempre estoy un poco más cerca de encontrar una respuesta al amor, con piedras preciosas como ésta.

    ResponderEliminar
  4. "amar es la medida de los silencios finitos/ sin perímetro de fatiga"

    !!!

    ResponderEliminar
  5. ¡Excelente! me encantó!...me resulta muy seductora tu particular manera de enhebrar palabras. Es un placer leerte.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. “De mis manos brotarán amapolas rojas como la sangre
    quizás así consiga que mis versos sean eternos”
    Fanny Jem Wong Miñan ( Poetisa peruana )

    Qué sería de este mundo loco sin la poesía..........
    Felicidades por tu buen Arte.

    Toni Aznar

    Toni Aznar

    ResponderEliminar
  7. Andrea...

    me quedo un poquito tonta después de leerlo.

    me encanta, no sé decirte nada más...

    ResponderEliminar
  8. sobrecogedor, como de costumbre...sus palabras si que son diamantes que polarizan la luz del alma.

    ResponderEliminar
  9. Bello, ilustrativoo y evocador.

    ME encanta como sorprenden tus poemas.

    Cuídate.

    ResponderEliminar
  10. Cada verso es una pisada fuerte que hace vibrar el piso emotivo del lector, resonancia en el vacío que sacude la razón ¡un impresionante juego de palabras para erigir ebullición y pasión!
    Felicitaciones.

    ResponderEliminar
  11. Me gusta mucho tu poesía, me recordó a Jaime Sabines, ese halo de tus versos, muy bello, besos

    ResponderEliminar
  12. "Amar es la medida de los silencios finitos"
    Exquisito... mi "chicle"
    Besos infinitos

    ResponderEliminar
  13. Amar con todo...con el corazón, con la razón, con la piel...amar es dar...me ha encantado el poema...besooosss

    ResponderEliminar
  14. Eso es amor y más todavía.

    Juan Ramón Jiménez dijo en su Poema "Carta a Georgina Hubner":

    Que eres tú, la humana primavera,
    La tierra, el aire, el agua, el fuego,
    ¡Todo!, y soy yo sólo el pensamiento mío.

    Que intenso.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  15. Andrea:
    No vengo con la asiduidad que querría, pero cuando lo hago, me maravillo ante tus textos. Éste es potente, no deja lugar a dudas.
    Un beso.
    HD

    ResponderEliminar
  16. Porque siempre tengo que releerte cuantro veces??? creo que me superas y no soy lo suficientemente listo o soñador :(((

    Besazos de vuelta

    ResponderEliminar
  17. Da gusto encontrar líneas ordenadas y no prototipos de poemas. Por suerte este es un espacio muy distinto al que en una ocasión hice una pequeña reflexión:
    http://superehore.blogspot.com/2011/02/poema.html

    ResponderEliminar
  18. me gustan tu hojarasca de palabras, es un bosque donde perderse plácidamente...

    creo que amas las palabras a pecho descubierto...

    ResponderEliminar
  19. Nos dejas sin palabras. Si quieres tener un vagón en nuestro convoy, es tuyo a la voz de ya. Te aseguramos que normalmente lo que se lee por ahí (qué te vamos a contar, ¿verdad?) es, cómo decirlo, malillo. Pero evidentemente no es tu caso. "Un diamante verdadero, que dobla la luz" es una imagen cegadora. Una suerte haberte encontrado. : )

    ResponderEliminar